Recomendaciones para pacientes con Degeneración Macular Relacionada a la Edad frente al Covid -19

  • Envejecer no es sinónimo de perder la visión, se recomienda que a partir de los 60 años hay que hacerse exámenes visuales cada año para poder hacer diagnósticos oportunos. (3)
  • El 8.7% de la población mundial sufre de DMRE. (9)
  • El principal factor de riesgo para presentar esta enfermedad es la edad, pues la probabilidad de desarrollarla es 17 veces mayor en personas mayores de 55 años. (1)

El mundo atraviesa una pandemia que ha obligado a los ciudadanos a permanecer en casa, una situación que genera preocupación en los oftalmólogos a causa de una  enfermedad llamada Degeneración Macular, debido a que los pacientes no saben si asistir a sus controles y programación de tratamiento por miedo al contagio y por orden del Gobierno Nacional, dado que las  personas mayores de 70 años deben mantenerse en aislamiento preventivo obligatorio. (6) Sin embargo, los pacientes con esta patología deben estar atentos a su tratamiento y consultar a su especialista así sea de manera virtual para tomar la decisión de si es o no necesario visitar el centro médico según sea el caso.

La Degeneración Macular Relacionada a la Edad (DMAE) es una de las principales causas de pérdida de visión en el mundo. Esta enfermedad, se presenta como una disminución progresiva de la agudeza visual, llevando en muchos casos al paciente a presentar un bajo nivel de  visión y en casos más avanzados ceguera (1; 2).

El principal factor de riesgo para presentar esta enfermedad es la edad, pues la probabilidad de desarrollarla  es 17 veces mayor en personas adultas mayores de 55 años, en comparación con personas jóvenes (1). Algunos de los factores que pueden influir en su aparición incluyen tabaquismo, factores nutricionales, antecedentes cardiovasculares como la HTA, antecedentes genéticos y factores de tipo ambiental como la exposición a la luz solar (2; 3).

Detectar signos tempranos de la DMAE es esencial para preservar la visión. Por este motivo, la Asociación Americana de Oftalmología recomienda que todas las personas de más de 60 años se realicen exámenes visuales una vez al año (3). En Colombia la Asociación Colombiana de Retina y Vítreo (ACOREV) recomienda que si una persona sospecha que tiene la enfermedad es importante que busque  valoración clínica de un oftalmólogo para tener  un diagnóstico y seguimiento oportuno (1).

Actualmente, no existe una cura conocida para la DMAE y si la enfermedad avanza no se podrá reestablecer la visión. Este tipo de  patologías requieren un estricto control y procedimientos que no se pueden posponer. Por esto, la Sociedad Americana de Especialistas en Retina hace un llamado para que los profesionales de la salud  atiendan pacientes en circunstancias esenciales, esto incluye darle tratamiento a algunos pacientes que requieren inyecciones intravítreas. Detener estas inyecciones puede generar pérdida de visión, por lo que no se deben cancelar sin primero hablar con el médico tratante. (7)

Ante la situación actual de emergencia sanitaria, los pacientes con enfermedades retinianas deben tener en cuenta estas recomendaciones que prepararon los expertos de la Fundación Americana de Degeneración Macular (8):

  • Notificar al oftalmólogo cualquier cambio en la visión.
  • Posponer las visitas al médico, según criterio del especialista.
  • En caso de tener que recurrir al médico, lavarse las manos al llegar y al momento de retirarse.
  • Evitar el uso de ascensores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *