fbpx

Fragmentos de una mujer: el dolor más profundo de perder un ser querido

Fragmentos de una mujer nos entrega una intensa actuación física de Vanessa Kirby en la piel de una mujer cuya vida y matrimonio se ven trastornados por la muerte de un hijo. disponible en Netflix

Según los críticos especializados hay dos escenas notables en “Fragmentos de una mujer”, la primera – la escena que desvía toda la atención de la historia, un nacimiento atado a un parto supeditado fuera de todo lo que consideramos normalidad en el origen de la vida actual. 

La segunda el tratar de recuperar las sensaciones radicales y emocionales propias de las relaciones en pareja, el luto que no permite retomar la normalidad. Las peleas se tambalean al borde de la fuerza; lo que desvía esa impresión es nuestro conocimiento de la cercanía de la pareja (bellamente establecida en la escena inicial) y el intenso desempeño físico de Kirby. Utilizando principalmente el lenguaje corporal, transmite la desesperada necesidad de Martha de satisfacer el deseo de su marido, de sentir algo más que el vacío. Sería lamentable, por lo tanto, que las actuales acusaciones de abuso contra LaBeouf la distraen de su habilidad.

Atravesando un tono íntimo y natural con astillas casi jabonosas de melodrama, la pelicula se acerca a exprimirte.

Jeannette Catsoulis – Critica del New York Times

El debut en inglés del director húngaro Kornel Mundruczo (más conocido por su drama de 2015, White God “Dios Blanco”), la película es parcialmente convincente: La pareja que busca incansable acciones legales contra su aparentemente intachable partera (Molly Parker) se siente en desacuerdo con el denso emocionalismo de la película. Sin embargo, cuando todo encaja, el guión (de la esposa del director, Kata Weber, inspirándose en los recuerdos de una experiencia similar) muestra lúcidamente cómo una pérdida inimaginable puede desencadenar una cascada de atrofia.

Como Sean, un obrero de la construcción en recuperación desde hace mucho tiempo, LaBeouf presta una soledad conmovedora a un personaje que, impulsado por la retirada de su esposa, busca la conexión y la sensación en otro lugar. Las diferencias de clase y de educación se hacen visibles, fortalecidas por la rica madre de Martha (una magnífica Ellen Burstyn), una superviviente del Holocausto con columna de acero. Las peleas familiares zumban en torno a decisiones que, tras un duelo devastador, no significan nada ni nada: la disposición de los restos del bebé, la ortografía de su nombre elegido.

Vanessa Kirby, Shia LaBeouf protagonistas del drama Fragmentos de mujer en Netflix

Otras voces, se escuchan en las frías calles de Boston, soledad, excepto por la deslizante y compasiva cámara de Benjamin Loeb. En una tienda de comestibles, la protagonista inhala el aroma de una manzana, más tarde envuelve sus diminutas semillas en algodón húmedo y las pone tiernamente en el refrigerador. Pasa un tiempo antes de que aprendamos por qué; sin embargo, Kirby (maravillosa como la joven Princesa Margarita en la serie de Netflix “La Corona”) nos hace sentir la agonía de Martha tan agudamente que los detalles apenas importan. El enfoque de la película en lo físico – la forma en que su cuerpo continúa perdiendo fluidos posparto; cómo se estremece cuando sus amigos se mueven para tocarla – es tan implacable que se convierte en la narración.

Ambientada en ocho horribles meses, “fragmentos de una mujer” es un estudio hipnotizador y desigual de la ruptura y la reconstrucción. El final no está bien calculado, pero la película entiende que mientras amamos en común, nos afligimos solos.

@citilennial Fuente: NYTIMES

CITILENNIAL

Citilennial
Bogota-Colombia
@citilennial

View All Posts

1 comment on “Fragmentos de una mujer: el dolor más profundo de perder un ser querido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *